Taller de Escritura Creativa 150425 – Marcial

Sesión Ciervo Blanco de ESCRITURA CREATIVA en Madrid:

1 Imagen 250 Palabras

taller escritura creativa madrid ciervo blanco 150417
(click para agrandar)

Objetivo y Funcionamiento

El objetivo es escribir un relato original e inédito, de contenido y forma libres, basado en la fotografía presentada. Cada semana se ofrece una imagen distinta como disparador creativo.

El texto debe ser un relato breve de un máximo de 250 palabras. Esto es importante debido al tiempo; los textos que superen las 250 palabras no serán leídos en la sesión, ni podrán ser votados.

Durante las reuniones cada autor lee en voz alta su creación, se comentan las obras y al final del encuentro se vota al mejor texto. Los mejores relatos serán incluidos en el libro recopilatorio final. Es posible que pongamos en práctica durante la sesión un ejercicio de improvisación literaria basado en un disparador creativo diferente.

La asistencia es libre y gratuita. Es imprescindible escribir un relato basado en la imagen de un máximo de 250 palabras para poder acudir y participar.

Información sobre evento

Sesión de Escritura Creativa 150425

Cuándo: Sábado 25/04/15 a las 18:00

Dónde: Bar Restaurante Risol – C/ Altamirano, 15 – Argüelles, Madrid

Apúntate pulsando «Reservar«:

Plazo de reserva finalizado

Lista de Asistentes

Lista de asistentes (incluyendo otras redes):

Adrián Díaz (CBO)

Maena García

Mayte García

Mónica Mateao

Rocío López

Carmen Ruiz

Iñaki

Petra Bueno

Raúl Ballega

Victoria Garin

[hr] [br]

RELATOS PRESENTADOS [br] Relato Ganador: Marcial, de Petra Bueno [br] Finalistas: Americanada, de Maena García / Escenas, de Mónica Mateo

Petra Bueno: Marcial

Marcial por Petra Bueno

[br]

Ni el rictus de desagrado de Obama, ni el falso triunfalismo de Clinton hacían presagiar la tormenta que se acercaba.

En los previos al bochorno, mientras ojos y flashes se posaban en las estrellas políticas, una diminuta y frágil figura se apropió del último asiento que inexplicablemente aún quedaba libre.

Enjuto, de severo rostro y prominentes huesos, Marcial Pérez Maestre oteaba una y otra vez la sala, grabando en su cabeza la distribución de la habitación, puertas disponibles, escoltas…

Procesó todo con vertiginosa rapidez, esbozando una sonrisa que su vecino de silla identificó como una mueca de asco, nada extraño en esta época si se trata de mirar a un político. Ni tiempo tuvo el infeliz de salir de su error, pues Marcial, científico de reputada fama nacional y nulo éxito en América, sacó de su chaqueta el elixir, se precipitó sobre el escenario, y, antes de que cualquier fornido americano pudiera detenerle, roció al dúo político con su líquido. Segundos de conmoción y nervios, con el pobre Marcial aplastado ya por tres enrabietadas moles, tras los cuales Clinton y Obama, atropellándose mutuamente las palabras, empezaron a cantar tropelías, abusos, fraudes y demás canalladas cometidas, como si estuviesen recitando la tabla del cinco. Los periodistas grababan mientras sus ojos casi abandonaban las órbitas, estratosféricamente sorprendidos ante semejante arranque de sinceridad. Bajo la carne que lo sujetaba, Marcial reía a mandíbula batiente. El suero de la verdad funcionaba, y vaya si funcionaba…

Maena García: Americanada

Americanada por Maena García Estrada

[br]

ENERO 2017

 

-Joder, tío , es que en inglés me entero de poco, que tú eres medio americano, pero yo soy muy español.

 

-A ver, pedazo monolingüe, te voy traduciendo:

 

Así, señores, así

hemos logrado subir,

una vez más la presidencia en su esplendor

es de los demócratas honrados

como aquí mi amigo Obama, mi señora y servidor.

 

Hillary venció en las finales,

alegría, alegría,

sabíamos que lo de la becaria funcionaría,

yo hice el papel de poli maaaalo

y todas las cornudas americanas

se pusieron de su laaaado.

 

New York

New York

 

Lo de Lewisnsky fue un montaje, nunca tuvimos nada,

aceptó el papel de buena gana a cambio de mucha fama

y ahora vive como una reina con las ayudas que le damos

para su asociación contra el ciberacoso y otros delitos asociados.

 

Obama, querido, Obama,

ya sabes que la silla que cediste a mi mujer,

ahora se reserva para ti,

que te la deja calentita

para que sigamos gobernando entre los tres.

 

Por fin pasaré yo a ser el primer… primer… ¿damo? Qué mal suena, ¿no? Curioso, tío, en español no hay una palabra masculina equivalente a “primera dama”, ¿te habías dado cuenta? Y si algún día tenemos una presidenta, ¿cómo llamaremos a su señor esposo?

 

-Pues ya la inventarán cuando llegue el momento, como lo de miembra, jejeje, eso si que suena mal, parece una polla de tía. Oye, ¿tú no serás republicano?

 

– No jodas, tío, que yo soy español, pelirrojo, pero español.

 

-Anda, vámonos de aquí, que este musical es solo para yanquis.

 

-Sí, menuda americanada.

 

          New YorK

New YorK

Mónica Mateo: Escenas

Escenas por Mónica Mateo

[br]

Unos sollozos de mujer casi imperceptibles llegan de la mesa de al lado, sigo absorto en mi periódico, no me atrevo a mirar. Un joven entra corriendo en la cafetería y sonriendo se acerca a ella,   escucho sus risas  y de reojo observo como mientras se abrazan ella  seca sus lagrimas con la mano. Él no lo percibe  y le habla de cosas que parecen alegres.

Dejo unas monedas sobre la mesa y  me dirijo hacia el metro,  ya en el vagón un asiento queda libre, varias personas intentan alcanzarlo,  la más mayor, que parece  cansada no lo logra quedándose cabizbaja junto a una barra, la más joven se sienta exhorta en la pantalla del móvil,  ni siquiera la ha visto.

Ya en la oficina espero ansioso a que llegue Luis,  ayer le daban los resultados que pueden cambiar su vida. Al entrar su expresión me comunica lo peor, no me da tiempo a acercarme, su jefe, sin levantar la cabeza del informe contable le espeta que  “Faltan 500 €”,  Luis contesta que ahora mimo lo revisa mientras se dirige a su mesa.

Miro mi correo ¡genial! ha llegado el mail con la foto del taller de escritura, desconozco el contexto de la misma,  los personajes no me interesan, solo veo dos adultos uno divertido, quizás quiere ser el centro de atención o solo busca votos y otro a su lado preocupado o solo cansado.   Una vez más se repite la misma escena,  estamos juntos pero sin mirarnos.

Raúl Ballega: Barack y Bill

Barack y Bill por Raúl Ballega

[br]

Barack y Bill, Bill y Barack… Barack y Bill y Barack…Blanco y negro y negro y blanco… 42avo y 44avo presidente.

   Se imaginan?

Wanted, se buscan vivos o electos. Recompensa a determinar por votación según la lista de opciones que figura publicada en la página www.eligeloquequeramos.com

Los 2 en un cartel no usual y anodino por los sujetos.

¿Pero qué coño está haciendo ahora Bill si todavía no le toca salir ? .Menos mal que yo no quise dar unas caladas pero él y Harry, el de protocolo, son incapaces de decir no a un cilindro de marihuana empapelado. Aunque creo que olía de puta madre, mother fucker, pero un día no es un día, son más y sobre todo aquí. No sería de extrañar que se le notasen los ojillos rojos al enfocar su cámara para un plano personal.

Mirad que sonrisa de lelo. Recuerdo todavía como ésta cambió a cara de idiota cuando los medios le frieron por lo de Mónica – siiiii, ya sé que el tema está manido pero aunque parezca y sea triste reconocerlo sentí una especie de alivio triunfante cuando me enteré:

 “blancos 0 negritos 1, toma ya!”- esto resonó varios días en mi hermosa y escultórica calabaza negra.

Qué tiempos aquellos, que lejos me parece ahora.

Pero demos paso ahora a los deportes donde la sorpresa de la jornada la pusieron los Dolphins de Miami al perder estrepitosamente ante los cowboys de Dallas por 9 a 1 en el Sun life Stadium.

Rocío López: De mil maneras distintas

De mil maneras distintas por Rocío López de Diego

[br]

La venganza me mantiene vivo, mejor dicho, la venganza me mantiene cuerdo. Si no fuera por mis fantasías vengativas habría enloquecido.

He pensado sobre las distintas formas de vengarme, y voy eligiendo una u otra en función del momento del día, por las mañanas suelo enviarle una carta bomba, por las tardes un escarnio público, pero no nos engañemos a eso también ha sobrevivido, y por las noches proyecto una larga enfermedad incurable, llena de sufrimiento.

Eso me permite no soñar con él, dejar el fantasma en el vuelo diurno y poder entrar plácida y libremente en el descanso tan necesario para mí.

Dicen que la venganza es un plato que se sirve frío, así que debo esperar, debo esperar a calmarme y a que el ímpetu no me ciegue y me haga irreflexivo e impulsivo.

Mientras tanto, he paralizado el despido de todos los que fallaron, de la cadena que falló, de la famosa cadena de mando que falló, al fin y al cabo cual es el status de un expresidente, en que status estaré yo como expresidente, a quien despido ¿A todos?

Sí, definitivamente debo esperar, y seguir soñando despierto con su desgracia de mil maneras distintas.

Mayte García: Barras y estrellas

Barras y estrellas por Mayte García

[br]

    Y llegó el prestidigitador de turno – pensó Obama – para sus adentros.¡ Vaya un bochorno!, al final me voy a tener que tomar un «orfidal» para poder dormir esta noche.

Mientras tanto el ex,  osease Clinton, ofrecía  un programa de magia con su mejor sonrisa «Profiden».

– ¡Señoras y señores preparados para lo nunca visto ni sentido! – dijo muy ufano.

Acto seguido se apagaron las luces y la sala, por un instante, se quedó a oscuras.

Cuando poco a poco volvió la claridad, no había nadie en el escenario…  no quedaba rastro de ninguna estrella y eso que las había por doquier,  en el suelo … en la bandera…y en ese preciso instante…

¡ POR FIN SE HIZO LA LUZ !

Todo el mundo fue feliz, reinó la equidad…, el respeto por toda clase de vida… y desapareció de un plumazo… la ambición por el poder , el dinero y la lucha de clases.

Y así Obama pudo volver a dormir tranquilo sin necesidad de tomarse un «Orfidal».

 

¿FUE O NO FUE MAGIA?,!POR NO LLAMARLE MILAGRO!

Carmen Ruiz: Hugo en la Casa Blanca

Hugo en la Casa Blanca por Carmen Ruiz

[br]

Hugo había asistido a aquél lugar en espera de aprender algo más sobre la especie humana. Le habían dicho que en esa habitación hablaba humano más poderoso del planeta. Hugo adoptó forma humana y se infiltro entre los asistentes.

Le pareció curioso cómo todos se colocaban siguiendo una especie de ritual en el que cada uno ocupaba un lugar. Después empezaron a desplegar una serie de artilugios. Unos parecía que servían para capturar imágenes. Otros parecía que servían para hacer grafías primitivas sobre una especie de frágil soporte de color blanco.

Mientras Hugo memorizaba todo lo que veía, se hizo el silencio y el humano supuestamente más poderoso del mundo apareció. Era un humano más alto que la media, de un color oscuro, y en su cara lucía una mueca que allí llamaban sonrisa.

Después de saludar a los asistentes, el humano comenzó a hablar acerca de cosas que Hugo no entendía. Algo que se llamaba crisis mundial. Los asistentes parecían muy interesados.

Entonces apareció otro humano con una cara que a Hugo le pareció divertida. Como la de los muñecos con los que los humanos pequeños jugaban a veces y llamaban payasos. El humano dijo algo extraño y él y todos los asistentes empezaron a reír. Todos reían menos el hombre más poderoso del mundo.

Sin duda los humanos eran unos seres extraordinarios. Reían mientras su jefe no lo hacía. Hugo pensó que los humanos eran una raza digna de estudio.

Victoria Garin: Esa tarde llegó del trabajo

Esa tarde llegó del trabajo por Victoria Garin

[br]

Esa tarde llegó del trabajo, se acomodó en el sofá sin cambiarse de ropa, encendió la tele y murió.

Muchas veces a lo largo de su vida se había preguntado cuándo y cómo lo alcanzaría lo inevitable, y cabe imaginar – aunque sean meras suposiciones – que, de haber visto la escena, se hubiera sentido al menos un poco decepcionado.

Cincuenta y siete años (“¡Era tan joven!” comentarían las vecinas dos días después, guiadas al 4ºB por un olor extraño e insistentes llamadas telefónicas del jefe que no encontraban respuesta); cincuenta y siete años y una vida resumida en su último día: trabajo, sofá, televisión.

Antes del suspiro final sintió algo raro dentro. Saliendo parcialmente de su estado de somnolencia, se incorporó un poco, dirigió maquinalmente la mirada a la pantalla donde Obama aprobaba o anunciaba o declaraba algo, y murió.

Adrián Díaz: Vamos, Bill, tú puedes

Vamos, Bill, tú puedes por Adrián Díaz

[br]

– Vamos, Bill, tú puedes. Eres grande, tío. Eres grande.

Bill llevaba una mala racha, de capa caída. No podía ni quería reconocerlo, pero estaba un poco depre últimamente. Ya no podía sonreír continuamente ni echarle ganas a las cosas como antaño. Había contratado a aquel terapeuta porque le hacía sentirse mejor rápidamente.

– Eres el puto amo, Bill, el mejor. Todos te quieren. El mejor presidente del mundo. De la Historia del mundo.

Era un buen terapeuta, siempre le daba mucha energía antes de los discursos. Ahora, por ejemplo, se sentía mucho más animado de cara a la rueda de prensa con Obama en la que estaba apunto de entrar justo después de su terapia. Se sentía vivo, feliz, carismático.

Entró en la sala sonriente, diciendo a voz en grito con los brazos abiertos:

– Un día fantástico hoy, maravilloso día. Vamos, a disfrutarlo!

Pero el público no respondío como esperaba y sólo le devolvieron miradas críticas, tristes, desagradables.

– Como decía -continuó Barack- contamos en este momento 245 fallecidos en el doble accidente de los vuelos 525 de Sidney con el 354 de Washington. Un día terrible…

Siempre puedes escribir tu relato y enviárnoslo, aunque no estuvieses en la sesión, para que sea leído e incluido en el libro recopilatorio: contacta.

Subscribe
Notify of
1 Comment
newest
oldest most voted
Inline Feedbacks
View all comments
Ciervo Blanco
Admin
7 years hace

La ubicación del evento ha cambiado a Bar Restaurante Risol. C/ Altamirano, 15 – Argüelles, Madrid

Cualquier duda: +34 668853320

1
0
Would love your thoughts, please comment.x